400 Aniversario de la muerte de Cervantes. 2016, año de conmemoraciones

Miguel de Cervantes y Camilo José Cela serán dos de los protagonistas culturales durante este año 2016, ya que se celebra el cuarto centenario de la muerte de Cervantes y el primer centenario del nacimiento de Cela. En esta entrada hablaremos de los actos conmemorativos para recordar la figura de Cervantes.

A finales del año pasado comenzaron ya algunos actos para la conmemoración del 400 aniversario de la muerte de Cervantes. Un ejemplo es la exposición fotográfica de José Manuel Navia llamada Miguel de Cervantes o el deseo de vivir. En ella podemos encontrar reflejados los lugares en los que estuvo Cervantes por diferentes circunstancias. Lepanto, Argel, Lisboa, Nápoles, Alcalá de Henares, Madrid, Toledo o las planicies de La Mancha nos demuestran la itinerancia vital del escritor y su influencia en la creación de ambientes, personajes y acciones que encontramos en sus obras. La exposición, abierta hasta marzo de 2016 en la sede central del Instituto Cervantes, viajará después a varias poblaciones españolas como Almagro, Málaga, Cuenca o Toledo. Además, habrá una versión reducida de la exposición, que ya ha comenzado su recorrido por diferentes centros del Instituto Cervantes en el mundo.

Actualmente, se encuentra en São Paulo (Brasil), donde permanecerá abierta hasta el próximo 31 de enero. Por otro lado, la misma institución nos invita a visitar la exposición Miguel en Cervantes en la Casa Natal de Cervantes de Alcalá de Henares, una muestra en la que se conoce al escritor a través de sus personajes literarios; en este caso, se han escogido los del entremés El retablo de las maravillas, ya que muestra semejanzas entre lo que se desarrolla en la obra literaria con la vida del escritor.

Igualmente, disfrutaremos de conferencias sobre el escritor más reconocido de la literatura española, como el ciclo de conferencias “En torno a Cervantes” que se desarrollará en el Museo Casa de Cervantes de Valladolid durante los días 14 y 28 de enero y 10 de febrero. Precisamente es en esta ciudad donde vivió de 1604 a 1606 y donde consiguió el privilegio real para la publicación de la primera parte del Quijote.

Otro de los lugares donde vivió y se inspiró el autor madrileño para crear su obra literaria es Esquivias. En este municipio de Toledo, Cervantes conoció en 1584 a la que sería su esposa, Catalina de Palacios, una joven de 19 años con la que no tuvo descendencia. Allí se alojaron en la casa de un pariente lejano de Catalina, Alonso Quijada de Salazar, nombre, y al parecer también carácter, que le serviría al escritor para configurar el personaje protagonista de El Quijote.

Por último, la Biblioteca Nacional de España, ofrece un programa pedagógico específico para la conmemoración del 400 Aniversario de la muerte de Miguel de Cervantes. Contiene, además de la exposición “Cervantes: de la vida al mito” y la muestra sobre “El retablo de maese Pedro”, una serie de talleres dirigidos a colegios, familias y público general, para conocer a nuestro escritor más universal.