Creatividad y diseño en el aprendizaje por proyectos

Es curioso ver como la creatividad y el diseño están normalmente asociados a estilos exóticos de comportamiento, a procesos individuales de trabajo, o simplemente a grandes dosis de intuición. En definitiva siempre con algo exterior a nosotros, algo no común en todas las personas, e incluso en ocasiones se le suele añadir un componente casi biológico “esas cosas se nace con ellas”.

El caso del diseño es paradigmático, ya que nuestra cultura de diseño en España se ha construido a base de tomar una parte por el todo. Es decir, denominamos diseño únicamente a la parte más artístico-plástica del diseño. Cuando en realidad el diseño es la actividad de concebir soluciones con sentido para determinados retos. Justo lo que hacemos todos nosotros en nuestro día a día.

En cuanto a la creatividad, si en una clase con personas adultas preguntamos quién de los asistentes se considera a sí mismo como una persona creativa, siempre hay un número reducido que levanta la mano. Luego existe un amplio número de personas que miran para otro lado, y al resto, una parte de su cerebro les dice que son creativos y la otra parte les dice que no. Estos son los que normalmente miran dubitativamente al resto del grupo.

Este comportamiento es normal si tenemos en cuenta que nuestro sistema educativo se basa fundamentalmente en dos habilidades: la absorción de información y la retención de esta. Pocas veces se incluye la prueba y error como parte del proceso de aprendizaje, se da oportunidad de experimentar a través de la inventiva, y mucho menos de emprender algo sin tener claro lo que queremos. No se acepta la incertidumbre como parte intrínseca del desarrollo personal.

La creatividad por su parte se entiende como un don añadido que tienen las personas. Cuando en realidad la creatividad es una actitud más que un determinado rasgo de la personalidad. La creatividad es la actitud de búsqueda contínua de nuevas opciones a la hora plantear y abordar un reto.

Justamente esto es lo que queremos mostrar y trabajar en el curso de Creatividad y diseño en el aprendizaje por proyectos. La idea del curso es acerca esta aproximación de aprendizaje a la educación formal con los alumnos.

Durante el curso mostraremos y utilizaremos herramientas y habilidades de creatividad y diseño, que combinadas de distintas formas permitan a cada asistente explorar los retos de una forma diferente. De la incertidumbre inicial, llegaremos al prototipado de ideas y soluciones, pasando por momentos de extrañamiento de lo cotidiano para buscar inspiración.

Todo ello siempre lo hacemos a través de la filosofía de aprender haciendo, con un enfoque eminentemente práctico. De tal forma que los asistentes puedan experimentar lo que luego pueden hacer llegar a los alumnos en sus clases. No queremos que la experiencia del curso se quede en un mero curso de creatividad. Sino que nos gustaría poder transferir ese conocimiento a los profesores para que luego, a su vez, puedan trabajar en clase con los alumnos.

Los beneficios de esta forma de trabajar para los alumnos es enorme, ya que les hace dueños del proceso de aprendizaje y autónomos en la toma de decisiones, a la vez que les permite ejercitar la imaginación creadora.

Autor: Jesús Carreras Plaza
Cursos de verano #MECD-UIMP13