Resultados plan experimental MOOC de formación de profesorado

Concluido hace ya unas semanas el curso masivo (MOOC) sobre “Aprendizaje Basado en Proyectos (ABP)” y procesados los datos de participación, llega el momento de hacer análisis sobre la experiencia del plan piloto de cursos masivos abiertos para formación de profesorado iniciado con la convocatoria del curso sobre “Entornos virtuales de aprendizaje (PLE) para el desarrollo profesional docente”. La convocatoria de estos MOOC ha sido una propuesta experimental que forma parte de las líneas de actuación del proyecto “Nuevas modalidades de formación” del Marco de Desarrollo Profesional Docente, en colaboración con los Servicios de Formación de las Comunidades Autónomas. Aunque no han tenido certificación oficial, estos cursos abiertos han supuesto una oportunidad para que todos los docentes participantes hayan podido compartir sus reflexiones y propuestas sobre uso educativo de los PLE y la metodología ABP, y avanzar juntos en su competencia digital y desarrollo profesional como “docentes conectados”.

En la plataforma que ha dado soporte a estos cursos (https://mooc.educalab.es/) se han registrado y accedido un total de 14.237 usuarios (58% mujeres y 42% hombres). El 61% de los usuarios proceden de España, con la siguiente distribución por CCAA: Andalucía 27%, Madrid 11%, Castilla y León 9%, Valencia 9%, Galicia 6,5%, Castilla La Mancha 5,6%, Cataluña 5,4%, Asturias 3,6%, Murcia 3,4%, Aragón 3%, Canarias 2,7%, País Vasco 2,7%, Extremadura 2,4%, Navarra 1,8%, Cantabria 1,8%, Baleares 1,5%, La Rioja 0,7%, Ceuta y Melilla 0,5%. En cuanto a participantes de otros países, Méjico 9,6%, Argentina 7,7%, Colombia 6% y Perú 5,8% han aportado el mayor número.

En el MOOC sobre “Entornos virtuales de aprendizaje (PLE) para el desarrollo profesional docente”, que comenzó el 13 de enero y finalizó en marzo, se matricularon 7.871 usuarios, de los cuales solo el 66% iniciaron las actividades y 1.052 participantes completaron satisfactoriamente las actividades del curso, el 20% de los que realmente comenzaron de forma activa, el 13% de los matriculados. Es un dato importante y positivo (teniendo en cuenta la dedicación que exigía completar el plan de actividades del curso y que el porcentaje de finalización de un MOOC suele ser más bajo), pero consideramos más relevante los productos generados como resultado de la participación (completa o parcial):

+1.700 blogs creados (36 entradas en blog de los dinamizadores del curso, con +90.000 visitas), la mayoría fueron agregados a planeta de blogs del curso

+120 comunidades virtuales

+1.500 hilos de debate

+900 emblemas digitales entregados por finalizar primer módulo y +700 por completar curso (no todos los participantes que finalizaron el curso descargaron su emblema)

pledocente

+40 sedes presenciales #MOOCafé y 49 hangouts

+21.000 mensajes en Twitter con etiqueta #eduPLEmooc los primeros 30 días (el doble si contamos hashtags asociados: #mentoresPLE #latribudelPLE #eduPLEviaja #eduPLEreto #MOOCafé…). Han sido más de 1.000 mensajes diarios en Twitter relacionados con este MOOC mientras estuvo activo.

Tableros en Pinterest, grupos en Diigo, espacio en Flickr, grupo en Facebook, comunidades en Google+… Espacios que han seguido activos una vez finalizado el curso. Tal como ha indicado el autor del curso (David Álvarez):

“…Con #eduPLEmooc se ha iniciado una nueva línea de formación del INTEF más acorde con nuestra forma de aprender en la Red, sin la mirada puesta en la certificación sino en la adquisición de nuevas competencias, o en la mejora de algunas de ellas, a través de la participación en espacios horizontales, donde todos somos a la vez aprendices y docentes.”

En el MOOC sobre “Aprendizaje basado en proyectos (ABP)”, que comenzó el 31 de marzo y finalizó a principios de junio, se matricularon 5.137 usuarios, de los cuales solo el 71% iniciaron las actividades. Finalizaron satisfactoriamente el curso el 11% de los que comenzaron (402), de los cuales 349 recogieron el emblema final.

emblema

Este curso también ha generado una serie de productos como resultado de las actividades de aprendizaje, la mayor parte de los cuales están recogidos en un sitio en Symbaloo junto con materiales del curso y otros sitios de interés. Destacamos los siguientes:

La valoración de los participantes ha sido muy positiva, quedando en el cuartil superior más del 90% de las respuestas en los formularios de evaluación. Ante la pregunta NPS (Net Promoter Score) en escala 0 a 10 sobre si se recomendaría el curso a un colega, ambos cursos han dado una media superior a 8.

npsmooc

ALGUNAS CONCLUSIONES

  • La participación ha sido realmente masiva, tanto por los miles de participantes que se matricularon como el seguimiento que han tenido los cursos en la Web. Es una modalidad que puede ser muy útil para fomentar procesos no formales de formación.
  • Cabe preguntarse si los resultados habrían sido mejores con certificación de la actividad a quienes completaron el plan de actividades con la correspondiente publicación en su portfolio digital de las evidencias de su aprendizaje en el curso. Tal vez muchos más docentes se habrían sumado a participar con una propuesta de certificación de la actividad por parte de las administraciones educativas.
  • Gran parte del éxito de los cursos ha residido en el buen trabajo realizado por los equipos de facilitación y dinamización de los cursos, y a que han sido cursos construidos sobre un plan de actividades orientado fomentar interacción, generación de comunidades, creación de productos en colaboración y la diseminación web de todos los materiales generados.
  • Los procesos de evaluación planteados han funcionado de forma adecuada: blog como portafolios de evidencias de aprendizaje, evaluación entre pares mediante actividad P2P con rúbricas, evaluación automatizada del sistema (que registra apertura de vídeos, realización de cuestionarios, actividades P2P y participación en el foro) y procesos de auto-evaluación.
  • Como elemento de motivación y reconocimiento al trabajo realizado, cada curso proponía obtener 3 emblemas digitales (se entregaron un total de 2.420 emblemas en el MOOC sobre PLE y 1.322 en el MOOC sobre ABP) implementados a través de Mozilla Open Badges. Los foros a su vez asignaban “medallas” a los participantes más activos. Hemos iniciado así una nueva vía de reconocimiento de la formación, más asociada al desarrollo de competencias y lo que G. Siemens ha denominado el grafo del aprendizaje personal.
  • El formato MOOC se ha mostrado como una nueva modalidad de formación que puede ser muy útil para la formación docente orientada al desarrollo profesional, pero también puede resultar de utilidad para el sistema educativo tanto en formación en competencias como en el apoyo en red al aprendizaje de los estudiantes con participación de las familias y la generación de comunidades de aprendizaje y “learning hubs“. También podría ser utilizado para generar grupos de trabajo en centros, cuyos resultados fueran certificados por las administraciones educativas autonómicas.
  • Tal como se indicaba en la iniciativa europea “Opening up Education” (2013), estas nuevas modalidades de formación masiva pueden fomentar que los alumnos puedan crear y generar sus propios productos y contenidos como resultado de su aprendizaje en proyectos de colaboración inter-centros, además de ofrecer nuevas oportunidades innovadoras para centros, profesores y alumnos, permitiendo ampliar el uso de los recursos educativos abiertos (REA) y facilitando su acceso generalizado.
  • Tal como se ha hecho ya en otros países, sería muy conveniente centralizar toda la oferta de formación masiva para profesorado no universitario en una misma plataforma, y establecer unos criterios comunes básicos tanto de validación de los cursos como de posibles formas de acreditación del aprendizaje desarrollado.