15 razones por las que todo administrador educativo debería tener presencia web (Twitter, blog, perfil profesional en redes sociales)

Los estándares que la ISTE propone para “administradores educativos” (categoría que incluye a cargos directivos de centros educativos, asesores de formación, ATDs, jefes e inspectores) permiten evaluar las competencias y conocimiento necesarios para liderar y apoyar los procesos de aprendizaje con medios digitales para la transformación y mejora de la educación. Ese liderazgo no se puede ejercer en el siglo XXI de forma eficaz sin la suficiente cultura digital y presencia web. Hay muchas razones por las que todo “administrador educativo” debería tener esa presencia en Internet, ya sea mediante canal en Twitter, blog o usuarios activos en grupos de redes sociales. Mencionemos algunas:

  1. Conectar con otros docentes y líderes educativos con similares intereses y problemas, compartir experiencia profesional, recursos y actualización continua.
  2. Ampliar fuentes de información y campos de aprendizaje profesional, contar con apoyo externo en nuestra red de contactos personales (PLN).
  3. Participar en comunidades de práctica y proyectos de colaboración relacionados con el área profesional en la que se trabaja.
  4. Estar continuamente conectados a la inteligencia colectiva que entre todos vamos creando y nos nutre con nuevas ideas, propuestas y recursos.
  5. Mostramos lo que hacemos, lo que ofrecen nuestros servicios y estamos también atentos a lo que hacen los demás dando difusión a aquello que consideramos que aporta valor a la comunidad y puede mejorar la práctica docente o resultar útil por alguna razón.
  6. Vamos conformando de forma continua y pública nuestro portafolios profesional como docente o administrador educativo con todo lo que hacemos o lo que hacen otros miembros de nuestra comunidad o institución y los contenidos que vamos seleccionando y destacamos.
  7. Mostramos así nuestro compromiso con la educación y la profesión docente en nuestros canales de actividad y espacios web, participando en la actividad colectiva de las diferentes comunidades educativas, tanto locales como globales.
  8. El uso eficaz de estos entornos web obliga a buscar y seleccionar buenas fuentes (feeds) de actualización, que podemos compartir con nuestros contactos, generando así gestión colectiva de conocimiento en nuestras redes.
  9. Una vez hecha una buena selección, nuestra ampliable lista de fuentes y contactos se convierte en una de las lecturas favoritas y es un excelente recurso de formación continua y de localización de materiales, ideas y buenas prácticas.
  10. Crear y actualizar día a día nuestro entorno virtual de aprendizaje (PLE) es una de las destrezas medulares de la competencia digital. Debemos ser ejemplo y referencia en este sentido, facilitando así en todos los centros educativos de nuestro entorno (universidades, escuelas, bibliotecas, organizaciones) el desarrollo de una cultura digital de aprendizaje continuo.
  11. Mostramos pensamiento creativo, ayudamos a construir conocimiento y desarrollar productos y procesos innovadores utilizando los medios digitales.
  12. Utilizamos medios y entornos digitales para comunicarnos y trabajar de forma colaborativa, también a distancia, para apoyar el aprendizaje individual y contribuir al aprendizaje de otros, fomentando el uso de esos medios para obtener, evaluar, usar y procesar información que resulte de interés en nuestras comunidades educativas.
  13. Usar habilidades de pensamiento crítico para planificar y conducir investigación, administrar proyectos, resolver problemas y tomar decisiones informadas usando herramientas y recursos digitales apropiados.
  14. Entender los asuntos humanos, culturales y sociales relacionados con la tecnología y fomentar las conductas éticas y legales en su ineludible uso. Demostramos así además tener un conocimiento adecuado de los conceptos, sistemas y funcionamiento de los medios digitales, cuyo uso habitual es clave en la sociedad y economía del siglo XXI.
  15. Es esencial para convertir a nuestros centros en nodos de innovación en su entorno, participar en proyectos de colaboración inter-centros y, en definitiva, formar parte de la sociedad global del conocimiento.

plnple
Ver colección de diagramas PLE.

La presencia web tiene cada vez mayor importancia para un buen ejercicio profesional en líderes educativos (especialmente si ejercen su labor en Exterior). Es fácilmente rasteable mediante buscadores, poniendo nombre y apellidos entre comillas, la huella digital profesional. Sin embargo, en los correspondientes procesos selectivos, no parece que se tengan muy en cuenta estas competencias profesionales. Una buena cultura y competencia digital resulta inexcusable para un liderazgo educativo eficaz y la generación de comunidades de práctica activas que comparten conocimiento y experiencia.